¿Y tú quién eres?

La primera vez que me planteé esta pregunta, ai, amig@, mi temblaban más las piernas que el primer día que me salté el toque de queda y mi padre me esperaba en la puerta.

En este post voy a ayudarte a descubrirlo. Verás que a través de realizarte varias preguntas, muy precisas, algunas difíciles de contestar, incluso, llegarás a una conclusión, podrás realizar un retrato robot de esa persona a la que estás buscando.

El cliente ideal o buyer persona, es un término que proviene del mundo del marketing. Sirve para definir lo que seria una representación semi-gráfica del cliente perfecto. Es decir, aquella persona que conecta con tu marca, que está dispuesta a invertir en tu producto y/0 servicio sin cuestionarlo y sin regatear su precio, dado que le parece justo. Para mí, y desde un punto de vista más brandiniano (no, no existe esta palabra), es aquella persona que te recomendará y que compartirá tus campañas y promociones en sus redes sociales sin pretender obtener nada a cambio. Lo hará porqué está convencido de que ofreces algo interesante y beneficioso para el mundo. Lo hará porque, y agárrate que vienen curvas, comparte tu visión y cree en el mismo porqué que te lleva a ti a ofrecer tu producto (o servicio) al mundo.

¿No es genial? ¡Sí, hay que encontrar al cliente ideal, ya!

¿Por qué es importante definir a tu cliente ideal?
Encontrar a ese cliente ideal te ayudará a definir la audiencia a la que quieres atraer y convertir. A mí me encanta ponerle un nombre acorde, así luego le pregunto (en mi mente) directamente; con eso consigues humanizar a tu público objetivo y entenderle mejor. Recuerda que las relaciones se construyen de persona a persona, esto es muy importante.

A través de esta representación ficticia conseguirás obtener la información más útil que te puedas imaginar para luego ser capaz de crear contenido, diseñar un nuevo producto o servicio, una campaña de venta, etc. Definirás su comportamiento, sabrás cuáles son sus preocupaciones, podrás incluso fragmentar en diferentes grupos de clientes ideales, para luego crear campañas específicas para cada uno de ellos, sin tener que acribillar a toda la lista de tu base de datos y aborrecerles con cosas que no les interesan.

Bien… ¿Quién es tu cliente ideal o buyer persona?
Ya hace tiempo que llegué a la conclusión que, para poder llegar a perfilar a ese buyer persona, la clave está en realizar las preguntas adecuadas. Así conseguirás saber cuáles son sus motivaciones, objetivos vitales, circunstancias personales, laborales… Si lo haces bien, podrás tener información detallada de su perfil biográfico, psicológico, demográfico, etc. para que puedas focalizar tus acciones (y tus esfuerzos). Todo depende que cuan profundo quieras llegar, my Dear.

Para que te sea más fácil empezar a definir a tu buyer persona, puedes descargarte aquí la ficha gratuita con la que yo misma trabajo con mis clientes para ayudarles a ver la luz.

Aquí toca hacer un trabajo de investigación. Has de sentarte y hacerte muchas preguntas acerca de esta persona. Si te descargas la ficha, verás que yo te voy guiando en el proceso.

  • DEFINE SUS CARACTERÍSTICAS (Sexo, edad, cuanto gana, tiene familia, trabajo…)
  • DEFINE SUS PREOCUPACIONES (Cuáles son sus ambiciones, sus deseos y anhelos. ¿Sus miedos? ¿Necesidades vitales?)
  • DEFINE EN QUÉ LE GUSTA GASTARSE EL DINERO (Gustos, hobbies, aficiones, sueños, caprichos)

Espero que con este post y la guía que te ofrezco puedas definir a tu cliente ideal y empezar ya a crear contenido, productos y servicios pensados para disparar al corazón de aquellas personas que realmente conectan con tu marca y puedas así conseguir el éxito que tu negocio merece.

Si quieres puedes descargarte aquí mi recurso gratuito: “Cliente Ideal, y tu quién eres?”. Una guía con hojas de trabajo que te ayudará a perfilar a tu avatar de cliente ideal. Y si te apetece puedes contarme qué tal te ha ido y si te ha sido de ayuda.

Descargar Guía.

Y recuerda… be a shark!